- BIENVENID@S A NUESTRO BLOG -

SEXSHOP PASAJE AZAHARES C/ORFILA C/DAOIZ 955 673 094
Recuerda que Somos tu tienda erotica de Sevilla Capital..

Somos tu SEXSHOP y Estamos en Sevilla Volver a la Página Principal


SEXSHOP 955673094 TIENDA EROTICA SEVILLA [JULIO 2017]

ACTUALIZACIONES

TODOS LOS DÍAS ACTUALIZAMOS ESTE BLOG CON NUESTRAS ÚLTIMAS NOVEDADES, PARA QUE ESTÉS INFORMAD@ DE TODOS LOS PRODUCTOS Y JUGUETES ERÓTICOS PARA MUJERES, HOMBRES Y PAREJAS QUE PUEDES LLEGAR A TENER..
¡¡ AHORA ES TU MOMENTO !!
Mostrando entradas con la etiqueta músculos. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta músculos. Mostrar todas las entradas

miércoles, 26 de abril de 2017

Las Bolas Chinas o Bolas de Ben Wa. Doctor Arnold Kegel.


Las Bolas Chinas o Bolas de Ben Wa, conocidas también como bolas de orgasmo, bolas de geisha o bolas de Venus (chino: pinyin: yindaoqiú "bola de vagina". Suelen ser pequeñas, por lo general huecas y con muy poco peso, en su interior otra bola que giran alrededor y se utilizan para ejercicios terapéuticos y en ocasiones para la estimulación sexual. Existen varias formas y pueden ser sólidas. Hay otras versiones hechas de plástico un poco más grandes que envuelven a las bolas más pequeñas y se llaman “bolas de Duotone”. Se usan insertándolas en el interior de la vagina y usando los músculos pubococcígeos para mantenerlas, estimulando el movimiento y/o la vibración que producen las bolas interiores. No deben ser confundidas par los ejercicios de kegel anales y estimuladores de próstata para hombres: las bolas de Ben Wa casi siempre llevan una cuerda de recuperación y no tienen una base acampanada para el juego anal..

Tienen una compleja historia, su origen y forma de construcción varía dependiendo de la ubicación donde se hacen. En su origen fueron diseñadas y hechas de una sola bola colocada en el interior de la vagina, usada con el objetivo de realzar el acto de la cópula sexual, pero posteriormente se convirtió en bolas cubiertas de metal ligadas por una secuencia de seda para la fácil extracción . El uso de estas bolas provoca una pequeña excitación, no lleva de inmediato a la mujer al orgasmo. Se pueden usar durante todo el día o por ejemplo cuando se está sentada  para una sensación placentera.

Se pueden usar sencillamente para aumentar la fuerza de los músculos del suelo pélvico, igual que algunas práctica sexuales Taoistas se han usado durante siglos y siglos y los ejercicios de Kegel se usan actualmente.  Estas bolas son recomendadas por la mayoría de ginecólogos y obstetras para magnificar la elasticidad vaginal y el control de la vejiga. Vienen en su mayoría en una forma esférica y se utiliza el aumento de pesos para fortalecer la vagina y el rendimiento sexual. También para combatir la incontinencia urinaria, como ocurre en muchas ocasiones al toser, reír o estornudar y con más frecuencia a medida que las mujeres maduran, Todo esto puede ser tratado con estas bolas de Ben Wa o ejercicio de Kegel.

En la práctica del Tantra se piensa y asegura que son herramientas muy útiles y provechosas para ejercitar el control y para explorar el lado sensual de la mujer.

Los ejerciciosde contracción del músculo pubocoxígeo y los de  Kegel, son destinados a fortalecer los músculos pélvicos. También para evitar alteraciones como la incontinencia urinaria o también para facilitar el  parto. En el campo sexual son los perfectos ejercicios que hay que realizar para obtener unos buenos resultados a la hora de controlar y conseguir un mayor placer sexual..

El doctor Arnold Kegel fue quien creó estos ejercicios de Kegel para sus pacientes en el año 1940 como método para prevenir y actuar ante la incontinencia urinaria.

Se idearon y desarrollaron para actuar frente a la incontinencia urinaria de la mujer tras el parto. Su principal función es fortalecer los músculos de la zona pélvica y mejorar la función del esfínter uretral y/o rectal.
El éxito de estos ejercicios depende de una práctica adecuada y disciplina. Actualmente se recomienda a todas las mujeres que padecen incontinencia urinaria por estrés, también a los hombres que padecen incontinencia urinaria después de cirugía de próstata y a todas aquellas personas que sufren de incontinencia fecal.

La mayoría de las personas no saben localizar los músculos pélvicos y por ello deben practicar con mucha más frecuencia para aprender a contraer los músculos adecuados.

Uno de los métodos es el siguiente: sentarse y al orinar intentar retener el flujo de orina contrayendo los músculos del piso pélvico. Practicando con frecuencia se puede llegar a conocer los músculos que hace la contracción. No se deben contraer los músculos del abdomen, caderas o nalgas mientras se realiza, estos ejercicios solo deben hacerse para la localización de los músculos implicados pero no como ejercicios repetitivos, ya que altera el reflejo normal de la micción y podría desembocar a una alteración del mismo o a acumular residuos de orina en la vejiga al terminar la micción. Otro método para poder identificar estos músculos consiste en introducir un dedo en el recto.

También se puede fortalecer el piso pélvico usando un cono vaginal. Una vez en el interior se debe tratar de mantener este cono contrayendo la musculatura. Antes de introducir cualquier objeto en la vagina se debe tensar y relajar los músculos. Todo es más fácil con los músculos muy relajados. Es muy efectivo introducir el dedo poco a poco en la vagina y apretarlos con los músculos.

Se puede usar biorretroalimentación y estimulación eléctrica para identificar estos músculos. Se colocan electrodos en el abdomen y en la zona anal. Algunos doctores los colocan en el ano (para los hombres) o en la vagina de la mujer para monitorizar la contracción de estos músculos. En el monitor se observa mediante un gráfico cuáles son los que se contraen y los que están en reposo. Esta estimulación eléctrica se realiza usando corriente eléctrica de bajo voltaje. La corriente se aplica utilizando una sonda. Esto se puede realizar en el centro especializado o en el propio hogar. Son sesiones de 20 minutos y cada 1 o 4 días. Han resultado muy prometedores para el tratamiento de la incontinencia.

Las técnicas conductuales o las de control de hábitos de ingesta líquida y de micción. Todo este conjunto de técnicas se conocen como reeducación pelviperineal y deben ser aplicados por un  fisioterapeuta o kinesiólogo.

En definitiva el uso de estas maravillosas bolas chinas son muy recomendables para mujeres de todas las edades.. Las suyas las tiene aquí en esta tu Boutique Lolita Metropol. Gracias por su atención..